IKB

Han sido unos días perfectos.

Estoy en mi sala, sentada en el set de jardín de sillitas amarillas, con una taza de café turco no turco, el sabor del mango que me acabo de comer todavía pegado a la boca. ‘Here Comes The Sun’ sonando, mi perro dormido a mis pies, una toalla en la cabeza, pijama, escribiendo un artículo de Yves Klein, pensando en azul e inmaterialidad.

La vida es tan buena hoy que no queda espacio para mañana. No hay ni tiempo para la preocupación.

a.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s